Pestilencias y Langostas - ¿Es esto el Fin del Mundo?

La peste del coronavirus ha causado hasta ahora alrededor de 365 000 muertes en todo el mundo. Al mismo tiempo, una plaga de langostas está devorando decenas de miles de hectáreas de tierras de cultivo y pastos en Etiopía, Kenia, Somalia, Irán, Pakistán e India. "En Kenia, las langostas comen en un día la cantidad de alimentos que consumen todos los kenianos en dos días" ("Las langostas atacan los cultivos", The Times of India, 26 de mayo de 2020).

"Los funcionarios iraníes dicen que el enjambre actual ya ha atacado más de 200,000 hectáreas de huertos y tierras de cultivo en siete de las 31 provincias de Irán, y ha causado daños que exceden los siete mil millones de dólares" (Israel Today, 23 de mayo de 2020). Pero este no es el Día del Señor. Las guerras, las pestes y las langostas del Día del Señor harán que los problemas actuales parezcan una merienda campestre. Al comienzo del Día del Señor, una cuarta parte de la población de la tierra morirá de “espada, hambre y muerte [pestilencia]” (Apocalipsis 6:8).

Actualmente, la población mundial es de 7,8 mil millones, por lo que la cifra de muertos sería de 2 mil millones. La atención médica global y los sistemas de emergencia estarán completamente abrumados. Las langostas del Día del Señor que se describen en Apocalipsis 9 no son langostas comunes. No lastiman la hierba de la tierra, sino atacan a los hombres con un aguijón tormentoso como de un escorpión, pero el tormento durará cinco meses y es tan terrible que los hombres "desearán morir, y la muerte huirá de ellos" (Apocalipsis 9:5-6).

No habrá vacunación alguna. Después de esto, un tercio de la población mundial restante será asesinada por un ejército desenfrenado de 200 millones de soldados arrojando fuego y azufre (Apocalipsis 9:16-19). Eso significa otros 1,7 mil millones de muertos. Y esos son solo algunos de los juicios que caerán sobre la tierra durante el Día del Señor.

El Señor Jesucristo lo describió de la siguiente manera: “porque habrá entonces gran tribulación, cual no ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni jamás habrá. Y si aquellos días no fuesen acortados, ninguna carne sería salva; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados” (Mt. 24: 21-22).

Fuente: Way of Life News, 5.6.2020; Redacción: VM-Ar

 

Dice la Biblia:

¿Por qué se amotinan las gentes, y los pueblos piensan vanidad? 

Se levantan los reyes de la tierra, y los príncipes consultan unidos contra Jehová y contra su ungido, diciendo: 

Rompamos sus coyundas, y echemos de nosotros sus cuerdas. 

El que mora en los cielos se reirá; el Señor se burlará de ellos. 

Entonces hablará a ellos en su furor, y los turbará con su ira (Salmo 2:1-5).

 

Y ahora, reyes, entended: Admitid corrección, jueces de la tierra. 

Servid a Jehová con temor, y alegraos con temblor. 

Besad al Hijo, para que no se enoje, y perezcáis en el camino, cuando se encendiere un poco su furor. Bienaventurados todos los que en Él confían (Salmo 2:10-12).

Acerca de

La Voz de los Mártires” es un ministerio internacional dedicado a servir a la iglesia perseguida. Fue fundado por Richard Wurmbrand a finales de 1960 como “Misiones cristianas para el mundo comunista”. Wurmbrand sufrió en su país natal catorce años de tortura y encarcelamientos por su fe por parte de los comunistas.

[Leer más]

Acceso

©2021 La voz de los Mártires

Buscar