El Papa Francisco se une con Carismáticos y otros en un Llamado por una Iglesia Global

En un vídeo informal de siete minutos que ha sido publicado en YouTube, el Papa Francisco llama a la unidad de todos los cristianos. El contexto es aún más instructivo. El video fue grabado en un teléfono inteligente propiedad del obispo carismático de la iglesia Episcopal Anglicana, Anthony Palmer, cuando visitó el Vaticano. Palmer ha conocido al Papa desde que este último era arzobispo en Argentina. El videoclip del Papa fue grabado para ser mostrado en una conferencia de pastores pentecostales organizada por Kenneth Copeland, un hombre cargado de herejías que cae en el suelo y se ríe histéricamente mientras que se encuentra "borracho en el espíritu".

El Papa dijo que todos los cristianos tienen su parte de culpa por la falta de unidad, y que Dios ha comenzado el milagro de la unidad cristiana, la cual instaurará finalmente.

En su discurso durante la cruzada de Copeland, antes de mostrar el vídeo del Papa, Palmer demostró que éste es un constructor apasionado y eficaz de la iglesia global. Dijo que Francisco tiene un testimonio de su conversión personal, que cree en la salvación por la gracia de Dios únicamente, y que habla muy bien y de una manera agradable. Pero Palmer no podía estar más engañado. Considere cuidadosamente las siguientes afirmaciones que Palmer hizo como prefacio a las palabras del Papa: "Vengo esta noche en el espíritu de Elías, que es el espíritu de la reconciliación... He llegado a entender que la diversidad es divina, la división es diabólica... Es la gloria que nos une, no la doctrina. Si se acepta que la presencia de Dios está en mí y la presencia de Dios está en ti, eso es todo lo que necesitamos. Dios va a resolver todas nuestras doctrinas cuando lleguemos arriba... La división destruye nuestra credibilidad... Creo que vamos a ver más personas llegar a las iglesias en el espíritu de Elías. Tenemos que invertir la mayor cantidad de recursos y energía en el ministerio de la reconciliación como lo hacemos con el ministerio de la evangelización. Te reto a que encuentres un constructor de puentes y que lo respaldes“.

Nada podría ser más peligroso y carente de un fundamento bíblico, que sustituir la enseñanza bíblica por la experiencia, como la base de la unidad. Éste es el corazón y el alma de la ilusión carismática, y ahora vemos que el Papa de Roma lo propone como el fundamento para una iglesia mundial única. En su llamado a la unidad, Palmer nada dijo acerca de las herejías del papado, del sacerdocio, del sacramentalismo, del bautismo de infantes, de la regeneración bautismal, de la misa, de la mariolatría, del purgatorio, de los santos, de las oraciones a los muertos, del convento de monjas, del monacato, ni de una serie de otras herejías. Tampoco dijo nada acerca de las herejías del movimiento de fe de Copeland. Con su filosofía de "reconciliación de Elías", nada de eso importa, siempre y cuando una persona ame a "Jesús", crea en el "evangelio", y tenga el "espíritu". No se nos permite examinar de qué Jesús, de qué evangelio, o de qué espíritu se trata. Ese tipo de examen - argumentan - estropearía la unidad y nos llevaría de vuelta a la división, la cual - nos quieren hacer creer - sería diabólica.

¡Qué engaño espiritual! ¡A qué punto hemos llegado! De hecho, Jesús advirtió que “se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos" (Mateo 24:24; 2 Pedro 2:1). No os engañéis, el siguiente versículo destruye por sí solo el llamado a la unidad de los últimos tiempos: "Amados, por la gran solicitud que tenía de escribiros acerca de nuestra común salvación, me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos" (Judas 3) .

El entusiasmo de Kenneth Copeland con respecto a este llamado de unidad del Papa

Después de haber visto el video del llamado del Papa a la unidad, Kenneth Copeland dijo: "gloria, gloria, gloria... El cielo está muy emocionado por esto... ¿Saben qué fue lo más emocionante para mí?: Cuando entramos en el ministerio hace 47 años, esto hubiera sido imposible". Copeland oró por el Papa en sus absurdas, falsas y galimatías "lenguas". A su vez grabó también un mensaje de vídeo para el Papa en el que dijo: "Todos estos líderes [en la conferencia] representan, literalmente, decenas de miles de personas que te aman... Gracias. Le bendecimos y recibimos tu bendición. Damos gracias a Dios por Ud.". Luego en un momento de la grabación del video, dirigió a la multitud a gritar juntos para el Papa, “¡te bendecimos!" Copeland dijo que está dispuesto a visitar el Vaticano.


Todos los caminos ecuménicos llevan a Roma

El obispo anglicano episcopal Tony Palmer, que grabó el video con el llamado del Papa Francisco a la unidad de todos los cristianos, hizo la siguiente declaración en la reunión de Copeland: "Cuando mi esposa vio que podía ser católica, y asimismo evangélica, carismática, y pentecostal; y que esto fue absolutamente aceptado en la Iglesia Católica, dijo que le gustaría volver a conectar sus raíces en la cultura católica. Y así lo hizo". La multitud pentecostal vitoreó, mientras Palmer continuó: "Hermanos y hermanas, la protesta de Lutero ha terminado. ¿La suya también?"

El pegamento para la Iglesia Unida Global

La conferencia de Kenneth Copeland, en la que mostraron el video del Papa por la unidad, se  presentó como un modelo o precedente para poder analizar mejor la futura Iglesia Unida Global. Todos los elementos estaban visibles en este lugar. Allí estaba la música de adoración contemporánea. Allí estaba el enfoque carismático en el sentimiento y la experiencia. Allí estaba la "unidad en la diversidad”. Allí estaba el rechazo del separatismo bíblico y el etiquetado del mismo como "diabólico". Y allí estaba Roma, mostrando la cara más humilde, inocente, espiritual, apasionada, e inofensiva de sus muchas caras.

¿Ha cambiado la Iglesia Católica Romana su doctrina de la justificación?

El obispo anglicano, Anthony Palmer, quien se ha unido al Papa para promover la unidad cristiana y condenando asimismo la “división”, afirma que la cuestión de la justificación se ha solucionado y que Roma ha acordado que la misma es por gracia solamente. Por lo tanto, no hay ninguna razón para mantener la desunión. La protesta [el protestantismo] ha terminado. Resumiendo, Palmer dice, que no debería haber más "protestantes"; que todos los cristianos deben ser "católicos", y que debería haber una sola iglesia. Si el asunto no fuera tan serio, con sus inmensas implicaciones, esta posición sería ridícula. Palmer se refiere a la Declaración Conjunta 1999 de la Justificación, la cual fue firmada por el Vaticano y algunas denominaciones luteranas, y que desde entonces ha sido aceptada por algunos metodistas y otras denominaciones. La declaración afirma: "Juntos confesamos: sólo por gracia, en la fe en la obra salvadora de Cristo y no por algún mérito nuestro, somos aceptados por Dios y recibimos el Espíritu Santo que renueva nuestros corazones, capacitándonos y llamándonos a las buenas obras“.

1) Palmer está equivocado con respecto a la doctrina de Roma sobre la salvación

¡La Declaración conjunta sobre la justificación no significa que la Iglesia Católica Romana ya no predica la salvación por medio de sacramentos! Roma tiene un genio para dar a palabras teológicas nuevos significados. Ella es un camaleón que ha cambiado de color en innumerables ocasiones. En el debate actual ha redefinido la "gracia", el "sólo" y la "justificación". Ella es un ejemplo eclesiástico como de un niño travieso que dice una mentira con los dedos cruzados detrás de su espalda, y los protestantes apóstatas se sientan a su mesa no sabiendo o no dando importancia al tema. En el Concilio de Trento, en el Concilio Vaticano II y en el Nuevo Catecismo Católico, Roma declaró la doctrina de la salvación en los términos más claros: la salvación es por la fe en los sacramentos PLUS Cristo. La salvación fue comprada por Cristo y entregada a la "iglesia", la cual se distribuirá a través de los sacramentos, y comienza con la regeneración bautismal. Roma ha expresado CERO arrepentimiento por este falso evangelio.

2) Palmer está equivocado sobre la esencia de la Reforma

En la medida en que la Reforma progresó (lamentablemente cayó terriblemente lejos de ser bíblica), la esencia de ésta fue acerca de la autoridad de la Escritura - Sola Scriptura. Y la Iglesia Católica Romana ni siquiera está dando la apariencia de aceptar que la Escritura es la única autoridad para la fe y su práctica. Al ser este hecho esencial ignorado, muestra la duplicidad del movimiento de unidad.

3) Palmer está equivocado sobre la base de la unidad

Incluso si dos cristianos o iglesias coinciden en la doctrina de la salvación, esto está lejos de ser una base suficiente para la unidad en la comunión y en el ministerio. Se nos manda a contender ardientemente por la fe una vez dada a los santos (Judas 3). ¿Qué parte de la fe? ¡Todo ello! Estamos para marcar y evitar a aquellos cuya enseñanza es contraria a la doctrina que hemos aprendido de las Escrituras (Romanos 16:17). Incluso si uno acepta la filosofía de lo "esencial" frente a la doctrina de lo "no esencial", todavía hay decenas de doctrinas "esenciales" que servirían de base para la separación. Hemos de probar todas las cosas, no sólo algunas cosas (1 Tes. 5:21). Pablo le enseñó a Timoteo a no permitir que "ninguna otra doctrina" penetrase en las iglesias (1 Tim. 1:3). Esto no es un asunto complicado. La conclusión es que sería imposible unirse a cualquier movimiento de unidad hoy en día, mientras que uno quiera mantener la fidelidad a la Palabra de Dios.

El aliento de ecumenismo del Papa

Con su amplia visión ecuménica, el Papa Francisco está cumpliendo la profecía bíblica. De acuerdo a Apocalipsis 17, el catolicismo romano está en el corazón de la religión mundial que se unirá con el Anticristo. Sólo Roma podría encajar en el cuadro apocalíptico como la ciudad de las siete colinas; y sólo el catolicismo está vestido de púrpura y escarlata, tiene un cáliz de oro en su mano, y está ebrio de la sangre de los mártires. Pero la visión de Apocalipsis 17 se extiende más allá de Roma. La ramera es una madre que tiene hijas y su alcance es global (Ap. 17:15). El ecumenismo ha estado "en el aire", al menos desde las grandes conferencias misioneras mundiales de finales del siglo 20 y el Concilio Vaticano II de la década de 1960. Francisco está de pie sobre los hombros de los papas como Juan XXIII (quien dirigió el Vaticano II) y de Juan Pablo II (el Papa viajero agradable que era amado por una larga lista de evangélicos encabezada por Billy Graham). Francisco está llamando a la unidad entre todos los cristianos. También está llamando a la unidad con los Judíos. Durante el mes de febrero de 2014, cuando recibió a una delegación del Comité Judío Americano, dijo que los católicos y los Judíos deben trabajar juntos "por un mundo más justo y fraterno" ("Papa: Judíos y católicos", AsiaNews.it, 13 de febrero 2014). Francisco, además, está llamando a la unidad con los ateos. En el año 2013 dijo: "El Señor ha redimido a todos nosotros, todos nosotros, con la Sangre de Cristo: todos nosotros, no sólo a los católicos... incluso a los ateos. ¡Todo el mundo! ... Y este mandamiento es para todo el mundo, con el fin de hacer el bien, me parece, es un hermoso camino de la paz" ("El Papa en la Misa", Radio Vaticano, 22 de mayo de 2013). Por su parte, Juan Pablo II incluyó a todas las religiones del mundo en la visión ecuménica. Múltiples veces se unió con los hindúes, budistas, musulmanes, sikhs, bahaíes, animistas, etc., en la oración por la paz del mundo hecha en Asís, Italia.

El Papa dice que Cristo siempre lleva a la lealtad con la “Madre Iglesia”

En un mensaje del 30 de enero de 2014, el Papa Francisco dijo: "es una dicotomía [conclusión] absurda que se pueda amar a Cristo sin la Iglesia, poder escuchar a Cristo pero no a la Iglesia... Cristo y la Iglesia están unidos... Cuando Cristo llama a una persona, Él trae a esa persona a la Iglesia... Es bueno que [un niño] venga a ser bautizado en la Iglesia Madre... Uno por uno, el Señor nos está llamando, a formar parte de su pueblo, su familia, nuestra madre, la Santa Iglesia... Parte de la pertenencia a una comunidad, es la lealtad a los demás y la lealtad a la jerarquía impuesta por Dios. Por esta razón, estamos llamados a amar y obedecer a la Iglesia" (AsiaNews.it 24 de febrero, 2014, y Catholic Online 04 de febrero 2014). El Concilio Vaticano II proclamó lo siguiente: "Ésta es la única Iglesia de Cristo, que en el Credo profesamos como una, santa, católica y apostólica; y a la cual nuestro Salvador, después de su resurrección, confió al cuidado pastoral de Pedro... Esta Iglesia, constituida y ordenada como sociedad en el mundo actual, subsiste en la Iglesia Católica, gobernada por el sucesor de Pedro y por los obispos en comunión con él" (Constitución dogmática sobre la Iglesia, cap. 1, 8, p. 329).

¿Necesitamos algo más claro para poder discernir lo que está por detrás del catolicismo y el ecumenismo? Para quien quiera profundizar, vaya a: http://www.cuttingedge.org/sp/roma2.htm

Fuente: Way of Life Church News, 28.2.2014; Redacción: VM-Ar

Además recomendamos este importantísimo video con un profundo análisis, que ningún cristiano verdadero que ama al Señor y a Su Palabra puede dejar de ver y escuchar. Lamentablemente, no se ha levantado otra voz estrictamente evangélica para producir un video tan valiente como el presente; debiendo recurrir a la disertación de un adventista del séptimo día, que hace hincapié en sus particulares doctrinas no necesariamente bíblicas. Es para escuchar, ver y leer más de una vez:

https://www.youtube.com/watch?v=tb2Kl54R8SY

 

Acerca de

La Voz de los Mártires” es un ministerio internacional dedicado a servir a la iglesia perseguida. Fue fundado por Richard Wurmbrand a finales de 1960 como “Misiones cristianas para el mundo comunista”. Wurmbrand sufrió en su país natal catorce años de tortura y encarcelamientos por su fe por parte de los comunistas.

[Leer más]

Acceso

©2022 La voz de los Mártires

Buscar