Hollywood y la Fe Bíblica

La influencia de Hollywood en los cristianos es mayor que en cualquier momento de la historia. Esta influencia hace un daño enorme al cuerpo de Cristo, es decir a la Iglesia de Cristo. Hace espectadores a la gente, en lugar de participantes o actores. Convierte a la gente en patatas del sofá reclinable y ruibarbos. Hollywood llena la mente con imágenes sensuales; enseña que la belleza y la imagen externa valen más que el carácter. Los hace adictos a un punto de vista narcisista de la vida.

Hollywood proyecta en sus corazones y sus mentes los valores morales de los hombres y mujeres más pervertidos de nuestro mundo. Se les enseña el lenguaje de la calle (No, calle es demasiado cortés; cloaca es más preciso). Hollywood se burla del pecado, ya sea de la fornicación, el adulterio, la brujería, los estados alterados de la conciencia a través de las drogas, el alcohol, y el ocultismo. Hollywood ensordece los oídos y el corazón a través de mega-decibelios de la música de mala calidad; adoctrina con filosofías de cultos nuevos; penetra las casas de los creyentes por medio de la televisión, DVDs, iPods y computadoras. Hollywood prepara el escenario para nuestra gente a ser existencialistas (enfocando por completo la experiencia) en lugar de enfocar un realismo que se centra en la verdad.

Además, Hollywood promueve la violencia. De hecho, resumiendo todas estas críticas, el medio favorito de Hollywood para recaudar el dinero de los cristianos es a través de películas violentas que encarnan todos sus males y los encapsula en el ocultismo oriental del Yin / Yang, malos / buenos, hombres de la ley sin la ley que respeta a nadie. Más hay que decir, mucho más. Nosotros, los que conocemos a Cristo,  tenemos que recordar lo que las Sagradas Escrituras enseñan una y otra vez: Es el hombre sin ley, que hace sus propias leyes, y luego las aplica con más ferocidad y severidad como el hombre respetuoso de la ley nunca hizo con las leyes de Dios. Es el hombre sin ley, que será el último tirano, el Anticristo. Si nuestros ojos no estarían tan cegados por Hollywood, veríamos claramente que sus actores, guionistas, productores y directores son una encarnación de ese hombre de pecado que vendrá. El misterio de la iniquidad ya está obrando. ¿No es así que ya le estamos apoyando en nuestra obsesión permanente con Hollywood? 

Fuente Buddy Smith, Australia; Redacción: VM-Argentina

Veamos el siguiente pasaje bíblico relacionado:

1  Pero con respecto a la Venida de nuestro Señor Jesucristo, y nuestra reunión con Él, os rogamos, hermanos,

2  que no os dejéis mover fácilmente de vuestro modo de pensar, ni os conturbéis, ni por espíritu, ni por palabra, ni por carta como si fuera nuestra, en el sentido de que el Día del Señor está cerca.

3  Nadie os engañe en ninguna manera; porque no vendrá sin que antes venga la Apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición,

4  el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios.

5  ¿No os acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros, os decía esto?

6  Y ahora vosotros sabéis lo que lo detiene, a fin de que a su debido tiempo se manifieste.

7  Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio.

8  Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de Su Venida;

9  inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos,

10  y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la Verdad para ser salvos.

11  Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira,

12  a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la Verdad, sino que se complacieron en la injusticia.

13  Pero nosotros debemos dar siempre gracias a Dios respecto a vosotros, hermanos amados por el Señor, de que Dios os haya escogido desde el principio para Salvación, mediante la santificación por el Espíritu y la fe en la Verdad,

14  a lo cual os llamó mediante nuestro Evangelio, para alcanzar la gloria de nuestro Señor Jesucristo.

15  Así que, hermanos, estad firmes, y retened la doctrina que habéis aprendido, sea por palabra, o por carta nuestra.

16  Y el mismo Jesucristo Señor nuestro, y Dios nuestro Padre, el cual nos amó y nos dio consolación eterna y buena esperanza por gracia,

17  conforte vuestros corazones, y os confirme en toda buena palabra y obra.  (2 Tesalonicenses 2:1-17).

Acerca de

La Voz de los Mártires” es un ministerio internacional dedicado a servir a la iglesia perseguida. Fue fundado por Richard Wurmbrand a finales de 1960 como “Misiones cristianas para el mundo comunista”. Wurmbrand sufrió en su país natal catorce años de tortura y encarcelamientos por su fe por parte de los comunistas.

[Leer más]

Acceso

©2021 La voz de los Mártires

Buscar