La gripe porcina - ¿una gran mentira...?

En el mundo, cada año mueren dos millones de personas víctimas de la malaria (enfermedad transmitida por el mosquito anofeles), que se podría prevenir, en muchos casos, con un simple mosquitero. 

...Y los noticieros no dicen nada de esto. 


En el mundo, cada año mueren dos millones de niños y niñas como consecuencia de la diarrea, que se podría curar con un suero oral de sólo 25 centavos. 

...Y los noticieros no dicen nada de esto. 

Sarampión, neumonía, etc., enfermedades estas curables con vacunas de muy bajo costo, provocan sin embargo la muerte de diez millones de personas en el mundo cada año. 

...Y los noticieros no informan nada… 

Pero hace unos años, cuando apareció la “famosa” gripe aviar, los informativos mundiales se inundaron de noticias hablando de esto… Chorros de tinta se destinaron, señales de alarma difundiendo: ¡Una epidemia, la más peligrosa de todas!... ¡Una pandemia! 

Sólo se hablaba de la terrorífica enfermedad de los pollos. 

Y sin embargo, la gripe aviar sólo provocó la muerte de 250 personas en todo el mundo. 250 muertos en 10 años, lo que da un promedio de 25 víctimas por año. 

La gripe común mata medio millón de personas cada año en el mundo. 

Fíjese, ¡medio millón de personas contra 25! 

Por medio del aborto cada año en el mundo se asesina a millones de niños indefensos, y los noticieros generalmente no dicen nada en contra de esto, o sólo arremeten contra los defensores de la vida. 

¡Un momento, un momento! Entonces, ¿por qué se armó tanto escándalo con la gripe de los pollos? 

Porque atrás de esos pollos había un "gallo", un gallo de espuela grande. 

La farmacéutica trasnacional Roche, con su “famoso” Tamiflú, vendió millones de dosis a los países asiáticos. 

Aunque el Tamiflú es de dudosa eficacia, el gobierno británico compró 14 millones de dosis para prevenir a su población. 

Con la gripe de los pollos, Roche y Relenza, las dos grandes empresas farmacéuticas que venden los antivirales, obtuvieron miles de millones de dólares de ganancias. 

Antes con los pollos y ahora con los cerdos.


Sí, ahora comenzó la psicosis de la gripe porcina. Y todos los noticieros del mundo sólo hablan de esto… 

Ya no se dice nada de la crisis económica, ni de los torturados en Guantánamo… 

Sólo la gripe porcina, la gripe de los cerdos… 

Y yo me pregunto: si atrás de los pollos había un "gallo"… ¿atrás de los cerditos… no habrá un "gran cerdo"? 

Veamos lo que dice un ejecutivo de los laboratorios Roche respondiendo a unas preguntas… 

Ejecutivo: A nosotros (Roche) nos preocupa mucho esta epidemia, tanto dolor… Por eso, ponemos a la venta el milagroso Tamiflú. 

Interlocutor: - ¿Y a cuánto venden el "milagroso" Tamiflú? 

Ejecutivo: - Bueno, veamos… 50 dólares la cajita. 

Interlocutor: - ¿¡50 dólares esa cajita de pastillas!? 

Ejecutivo: - Comprendamos, que… ¡los milagros se pagan caros!

Lo que comprendo es que esas empresas sacan buena tajada del dolor ajeno...


La empresa norteamericana Gilead Sciences tiene patentado el Tamiflú. El principal accionista de esta empresa es nada menos que un personaje siniestro, Donald Rumsfeld, un antiguo secretario de defensa de George Bush, artífice de la guerra contra Irak… 
Los accionistas de las farmacéuticas Roche y Relenza están frotándose las manos, están felices por sus ventas nuevamente millonarias con el dudoso Tamiflú. La verdadera pandemia es el lucro, es la enorme ganancia de estos mercenarios de la salud. 
No negamos las necesarias medidas de precaución que están tomando los países.

Pero sabemos también que en el conteo de los casos de esta gripe, en algunos lados, simplemente se incluye los casos de gripe común.

Además, con las vacunas existe otro problema: éstas no son puras (desde luego esto no se dice al público), y hay casos de muerte a causa de esto. Asimismo, por medio de una pandemia provocada o real, se esta preparando el campo para el control total por medio de las fuerzas anticristianas profetizadas en el libro bíblico de Apocalipsis.

Pero si la gripe porcina es una pandemia tan terrible como anuncian los medios de comunicación, y si a la Organización Mundial de la Salud (OMS) le preocupa tanto esta enfermedad, ¿por qué ésta no la declara como un problema de salud pública mundial y autoriza la fabricación de medicamentos genéricos para combatirla? Prescindir de las patentes de Roche y Relenza y distribuir medicamentos genéricos gratuitos a todos los países - especialmente los pobres –, esto sería la mejor solución. Sin embargo, de nuevo debemos preguntarnos: ¿quién paga? y ¿quién gana con esto?

Por otra parte, hay que asegurarse de que la aplicación de las vacunas sea voluntaria y no forzosa; y que a aquellos que no desean ser vacunados, se les permita ponerse en autocuarentena.

Por último, cabe también preguntarnos si podemos realmente confiar en organizaciones como la OMS, la ONU, etc.; si en efecto muchas (¿todas?) de las personas que están allí, aquellas que de ninguna manera tienen una mente cristiana, que no están regeneradas, ¿no están precisamente colaborando con las fuerzas de maldad de los últimos tiempos?

Por supuesto, podríamos examinar muchos detalles más y muchas preguntas quedan aún abiertas, pero podemos estar seguros que:

¡Nuestro Señor Jesucristo viene pronto!

¿Estás preparado? (Juan 5:24-25)
Fuente: desconocida.

Jesucristo, en su mensaje en el Monte de los Olivos, dijo lo siguiente sobre el tiempo final:  “Mirad que nadie os engañe. Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Cristo; y á muchos engañarán. Y oiréis guerras, y rumores de guerras: mirad que no os turbéis; porque es menester que todo esto acontezca; mas aún no es el fin. Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestilencias, y hambres, y terremotos por los lugares. Y todas estas cosas, principio de dolores”. (Mat 24:4-8)

Recomendamos la lectura de los siguientes artículos:

Prueba de que las Epidemias Son Planificadas: http://www.cuttingedge.org/sp/n2358.htm

¡La Influenza Porcina FUE creada en un laboratorio de armas biológicas!: http://www.cuttingedge.org/sp/042909.htm

Disclaimer (descargo de responsabilidad): La Voz de los Mártires no necesariamente está de acuerdo con todos los puntos de vista arriba reproducidos, e igualmente con todos los puntos de vista de los links incluidos.

Acerca de

La Voz de los Mártires” es un ministerio internacional dedicado a servir a la iglesia perseguida. Fue fundado por Richard Wurmbrand a finales de 1960 como “Misiones cristianas para el mundo comunista”. Wurmbrand sufrió en su país natal catorce años de tortura y encarcelamientos por su fe por parte de los comunistas.

[Leer más]

Acceso

©2021 La voz de los Mártires

Buscar